Le informamos que con el fin de ofrecer un mejor servicio, este sitio web utiliza cookies. Si continua navegando acepta implícitamente el uso de las mismas.

Visión Misión Valores

Nuestra forma de ser y de ver nuestra empresa

  • SCHARA pretende ser referente en su sector como empresa útil y rentable. Queremos crear valor a la sociedad, ofreciendo satisfacción no sólo a nuestros clientes, sino también a socios, empleados, proveedores y – sobre todo – a nuestros consumidores finales.

    Tratamos de revalorizar y dignificar los elaborados cárnicos. Esta forma de ser y hacer nos la transmitió ya en su día nuestro fundador, quien siempre remarcó que “es derecho de nuestros consumidores esperar algo especial de los embutidos y fiambres de calidad Michael Schara”.

  • Nuestra razón de ser es la de fabricar y comercializar salchichas y especialidades de charcutería con carnes de máxima calidad, basadas en recetas originales del maestro charcutero alemán y fundador de nuestra empresa, D. Michael Schara Barko.

  • Calidad

    En nuestros productos, en los procesos productivos, en el trato de las personas.

    Orientación al cliente

    Escuchamos el mercado, tanto sus tendencias como sus exigencias. Las relaciones con nuestros clientes han de ser abiertas, transparentes y en beneficio de todos.

    Compromiso con los resultados

    Debemos velar no sólo por cumplir las expectativas sino ir por delante de nuestros objetivos empresariales.

    Respeto

    Tratamos a todo el mundo por igual, sin discriminar a nadie. Nos centramos en los conocimientos y en la aportación de valor de cada uno.

    Interés por las Personas, Honestidad y Transparencia

    Las personas hacen la empresa. La empresa es la suma de muchas personas trabajando por un fin común. Debemos velar por un escenario honesto y transparente.

    Sostenibilidad

    Ser una empresa sostenible en el tiempo nos permitirá conseguir superar retos y desafíos, así como colaborar con nuestro entorno.

    Trabajo en equipo

    Tenemos que apostar por el trabajo colaborativo. El trabajo individual no lleva al éxito empresarial y, por tanto, hay que saber escuchar, valorar a los demás, saber coordinarse y repartirse las tareas de la forma más adecuada.

    Integridad

    La premisa de la corrección en todas las acciones empresariales nos permite liderar a través del ejemplo.